¡Animo MCC!


Seguimos con los “sesudos” análisis de las causas y consecuencias de la no resuelta crisis de Fagor Electrodomésticos. Este fin de semana “El País” publicaba un artículo titulado “Ya no sólo vale resistir” sobre la necesidad de la innovación radical y continua. Interesante artículo sobre la necesidad de innovación disruptiva, la necesidad de internacionalización y la necesidad de competir. ¿Y? ¿Qué aporta esto al actual estado de las cosas? Nada.

La buena estrategia empresarial debe ser bastante sencilla. La buena estrategia empresarial debe dar una respuesta sencilla a situaciones complejas. Parte de la respuesta, consiste en asignar recursos a las iniciativas estratégicas decididas.

La asignación de recursos consiste en dar medios (dinero y otros) y tiempo a las iniciativas. Dentro de la asignación de recursos, también se encuadran los encargos: quién se responsabiliza de hacer realidad la iniciativa estratégica con los medios y en el tiempo asignados.

Conceptualmente, ni MCC ni el cooperativismo creo que están en peligro. En la práctica, MCC tiene graves problemas que se llaman Fagor y Eroski. Si no resuelven esos dos problemas, MCC podrá desaparecer aunque muchas de sus cooperativas podrán seguir existiendo e incluso gozar del brillante futuro de otras cooperativas como Irizar y Ampo.

La iniciativa estratégica para MCC debe ser hoy: “Salvemos MCC”. La pregunta más importante es ¿a quién encargamos esta tarea?

En primer lugar, creo que sería muy saludable que se dieran unas cuantas dimisiones en la cúpula de MCC poniendo en marcha un proceso para decidir un nuevo equipo que lidere “Salvemos MCC”.

En segundo lugar, el nuevo equipo directivo hay que elegirlo en base a su conocimiento, a su imaginación y a su actitud de servicio hacia el cliente y hacia el trabajador. Siendo lo más importante esto último y lo menos importante el conocimiento. El líder debe construir las condiciones para que el trabajador pueda crear y realizar su propio futuro dentro de la empresa. El líder debe conseguir que los trabajadores se ganen a los clientes día a día.

En tercer lugar, el nuevo equipo directivo debe encajar con la cultura de MCC y debe tener el apoyo incondicional de todos los cooperativistas. En una situación estable como la vivida hasta 2007, la capacidad y la cultura pierden importancia frente a los juegos políticos. Dicho de otro modo, la habilidad para manejar los resortes de poder internos y externos determinan el nombramiento de los “directivos”. Es decir, no se elige al más capaz sino al más hábil en la escalada hacia la cumbre organizacional lo que incluye la capacidad de relación, parentescos y negociación. Los cooperativistas de MCC deben elegir al equipo más capaz y no deben permitir que los juegos políticos arruinen el trabajo de ese equipo.

MCC no puede equivocarse en el nombramiento de estos nuevos líderes. Creo que es una máxima de los Jesuitas en el nombramiento de sus responsables la que dice: “El que quiere, no puede ser”. Puede ser un buen criterio para descubrir a esos líderes capaces e imaginativos al que los (espero) dimitidos directivos de MCC deben buscar y apoyar.

4 pensamientos en “¡Animo MCC!

  1. Pingback: Don´t give up! (nunca rendirse) | Handitu

  2. Pingback: ¿Dimitió el Presidente? Larga vida a MCC (espero y deseo) | Handitu

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s